Más casas, carril bici y posiblemente golf en el Área Homogénea Norte de Torrelodones

El Ayuntamiento de Torrelodones estudia el polémico proyecto de construcción del Área Homegénea Norte, que cuenta con la oposición de un gran número de vecinos de la localidad. Para el desarrollo de esta área se prevé una zona de servicios de comercio de proximidad, dos centros educativos, instalaciones deportivas, un nuevo centro, un carril bici, una ruta de senderismo y un campo de golf municipal.

El Equipo de Gobierno de Torrelodones mantuvo ayer una reunión con el Redactor del estudio en que se basa el proyecto para la revisión de normas del Área Homogénea Norte (AHN), el último suelo del municipio con posibilidad de desarrollo.

El arquitecto, Luis Rodríguez Avial, desgranó punto por punto las pautas que se han seguido a la hora de analizar el posible desarrollo de esta zona recogida en el PRUG (Plan Regional de Usos y Gestión) del Parque Regional de la Cuenca Alta del Manzanares con una catalogación P (Planeamiento Municipal) lo que quiere decir que el Ayuntamiento tiene capacidad para decidir su uso, siempre que salvaguarde las zonas de mayor valor medioambiental.

Según indica la información facilitada por el AYuntamiento, e l redactor explicó que la actual calificación de SNUP de que dispone este área no garantiza en términos reales su protección máxima que sí se lograría en caso de que las zonas de mayor valor adoptaran la calificación de Zona Verde Pública, pues ello asegura el mantenimiento de las mismas por parte de la Administración pública.

El problema actual, según señaló el redactor, es que el suelo está en manos privadas y al no proporcionar ningún rendimiento a sus propietarios se ve sometido a un proceso de degradación.

En este sentido, el arquitecto ponderó especialmente las cifras propuestas en el avance, por las cuales los actuales propietarios tendrán que ceder el 84 por ciento del terreno al Ayuntamiento (unas 107 Ha. de las 128 que forman el AHN) convirtiendo en responsable de su preservación al Consistorio.

Menor densidad que la media de la región

Por el contrario, el espacio que ocuparía la construcción de edificios públicos, empresas y viviendas se reduciría a un 6 por ciento del total del AHN. En este aspecto, se prevén dos zonas diferenciadas para la instalación de empresas en inmuebles de dos alturas, una en el límite con Las Matas y otra delante del cementerio de Torrelodones, por lo que en ningún momento habrá una barrera en las vistas que actualmente se divisan desde la vía de servicio de la A-6 sobre esta zona.

Por otra parte, las viviendas quedarían integradas junto a las zonas que actualmente ya están construidas y dentro de unos índices de densidad definidos por el redactor como dos veces y media más bajos que la media de los actuales desarrollos urbanísticos que se encuentran en marcha en la Comunidad de Madrid.

En cuanto al número final de viviendas, el redactor no se atrevió a aventurar una cifra, por cuanto de momento sólo hay una baja densidad prevista y el proyecto está sujeto a todo tipo de cambios. En el mismo sentido se expresó en cuanto a la tipología de estas viviendas, una cuestión que requiere un estudio más detenido con la intención de que su construcción minimice el posible impacto visual, dependiendo de las características topográficas de los espacios destinados a este uso.

En este punto, Rodríguez Avial subrayó que lo único seguro es que entre el 45 por ciento y el 55 por ciento de las viviendas deberán ser protegidas con arreglo a lo estipulado en la vigente Ley del Suelo.

Carril bici y una ruta de senderismo

El proyecto prevé, además, una zona de servicios destinada a comercio de proximidad y varias parcelas para equipamientos públicos, en concreto dos centros educativos e instalaciones deportivas, además de la posibilidad de ubicar en este área el nuevo centro de salud que la Comunidad tiene aprobado crear en Torrelodones. Las previsiones contemplan, además, un carril bici y una ruta de senderismo que circundaría todo el AHN en cuya parte central podría ubicarse un campo de golf municipal.

El redactor del informe hizo especial hincapié en que esta actuación permitirá preservar las masas arbóreas y humedales de interés ecológico que en todo momento quedarán al margen de las zonas en las que se prevé cualquier tipo de construcción. En cuanto a estas últimas, incluso se prevé que el 60 por ciento de las parcelas urbanizables estén destinadas a zonas verdes.

Por último, Rodríguez Avial informó sobre la previsión de plazos de este desarrollo y los pasos que se habrán de dar en un futuro. Tras la aprobación del Avance de la Revisión de Normas Subsidiarias, que se produjo en el Pleno de febrero de este año, se está a la espera del informe de la Comunidad de Madrid y la respuesta a las alegaciones presentadas durante el periodo de exposición pública.

A este punto, le seguirán la aprobación inicial en Pleno, con un nuevo periodo de exposición al público y la aprobación definitiva por parte de la Comunidad de Madrid, un proceso que se puede dilatar aún varios años.


 Fecha de edición del texto: 16 de septiembre de 2006

También te podría gustar...